Información cardiovascular índice
   Enfermedades de la válvula aórtica

Las enfermedades de las válvulas cardíacas se clasifican según la válvula o válvulas afectadas y la cantidad de flujo sanguíneo alterada por el problema. Los problemas valvulares más comunes y graves se producen en las válvulas mitral y aórtica. Las enfermedades de las válvulas tricúspide y pulmonar son bastante raras.

La válvula aórtica regula el flujo de sangre de la cavidad inferior izquierda del corazón (el ventrículo izquierdo) a la aorta. La aorta es el principal vaso sanguíneo que suministra sangre al resto del organismo.

Aquí trataremos sobre dos enfermedades de la válvula aórtica: la regurgitación valvular aórtica y la estenosis valvular aórtica.

Regurgitación valvular aórtica

La regurgitación valvular aórtica también se denomina «insuficiencia valvular aórtica» o «incompetencia valvular aórtica». Es cuando se produce un reflujo de sangre por una válvula aórtica dilatada o debilitada hacia la cavidad inferior izquierda del corazón (el ventrículo izquierdo). El tipo más grave de regurgitación valvular aórtica es causado por una infección que deja orificios en las hojuelas de la válvula (denominadas «valvas»). Los síntomas de regurgitación valvular aórtica pueden tomar varios años en manifestarse. Cuando éstos aparecen, se debe a que el ventrículo izquierdo debe esforzarse más para compensar por ese reflujo de sangre. El ventrículo, con el tiempo, se agranda y el líquido se acumula.

¿Cuál es la causa de la regurgitación valvular aórtica?

La regurgitación valvular aórtica es más común en los hombres de entre 30 y 60 años de edad. En los adultos, la causa más común de la regurgitación valvular aórtica grave es la fiebre reumática. Los casos leves a menudo son causados por una válvula aórtica bicúspide (es decir que la válvula tiene 2 valvas en lugar de 3) e hipertensión grave (una presión diastólica superior a los 110 mm Hg). Otras causas, aunque poco comunes, pueden incluir:

  • El síndrome de Marfan, una enfermedad del tejido conectivo en que las personas afectadas tienen huesos largos y articulaciones muy flexibles.
  • La endocarditis.
  • La espondilitis anquilosante (artritis de la columna vertebral).
  • Un aneurisma aórtico disecante.
  • La estenosis valvular aórtica, un estrechamiento de la válvula aórtica que a menudo ocasiona cierto grado de regurgitación valvular aórtica.

¿Cuáles son los síntomas?

Al igual que con otros defectos valvulares, los síntomas pueden no aparecer por muchos años. Cuando aparecen, pueden manifestarse en forma lenta o repentina. Los síntomas comienzan a manifestarse porque el ventrículo izquierdo tiene que esforzarse más de lo habitual. Con el tiempo, el ventrículo se agranda y el líquido se acumula. Los síntomas pueden incluir:

  • Falta de aliento.
  • Dolor en el pecho que empeora con el ejercicio y desaparece con el reposo.
  • Hinchazón de los tobillos.
  • Cansancio.
  • Pulso acelerado o irregular.
  • Los casos graves pueden dar lugar a una insuficiencia cardíaca. En la mayoría de estos casos, tarde o temprano, la válvula aórtica deberá sustituirse a fin de corregir el reflujo de sangre hacia el ventrículo izquierdo.

Estenosis valvular aórtica

La estenosis valvular aórtica es un estrechamiento u obstrucción de la válvula aórtica. Esta válvula regula el flujo de sangre de la cavidad inferior izquierda del corazón (el ventrículo izquierdo) a la aorta. La aorta es el principal vaso sanguíneo que suministra sangre al resto del organismo. La estenosis valvular aórtica es causada por sedimentos que se depositan sobre las valvas. La acumulación de sedimentos cambia la forma de las valvas y reduce el flujo de sangre a través de la válvula. El ventrículo izquierdo debe esforzarse más para compensar por el flujo reducido de sangre. Con el tiempo, el esfuerzo adicional puede debilitar el músculo cardíaco.

¿Cuál es la causa de la estenosis valvular aórtica?

La estenosis valvular aórtica es más común en los hombres. Los defectos congénitos (de nacimiento) y la fiebre reumática son las principales causas de la estenosis valvular aórtica en personas menores de 50 años de edad. Algunas personas nacen con una válvula aórtica bicúspide, es decir que tiene dos valvas en lugar de tres. Esto también puede causar una estenosis valvular aórtica. En los pacientes de edad avanzada, las acumulaciones de calcio y el crecimiento de tejido fibroso sobre la válvula aórtica pueden distorsionar las valvas o fusionarlas. Esto se denomina «calcificación» y puede hacer que las valvas parezcan ser una sola. Otras causas incluyen los antecedentes de otras enfermedades valvulares, una enfermedad arterial coronaria y un soplo cardíaco.

¿Cuáles son los síntomas?

Las personas con estenosis valvular aórtica pueden no presentar síntomas por muchos años. Cuando los síntomas aparecen, pueden incluir:

  • Desmayos, especialmente al hacer ejercicio.
  • Dolor en el pecho similar a la angina de pecho que empeora con el ejercicio y desaparece con el reposo.
  • Falta de aliento.
  • Palpitaciones cardíacas (latidos irregulares).
  • Tos.
  • Se recomienda que las personas con estenosis valvular aórtica no realicen ejercicios demasiado intensos. Los que tienen una estenosis valvular aórtica leve posiblemente no necesiten tratamiento adicional alguno más que ir al médico periódicamente. Para las personas con estenosis valvular aórtica grave, el tratamiento de elección es la sustitución quirúrgica de la válvula.

Más información en este sitio Web:

Información en otros sitios Web:

MedlinePlus
www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000179.htm
Insuficiencia aórtica
Última modificación: diciembre 2013
Centro de Informaci�n Cardiovascular del Texas Heart Institute
Por medio de este programa de extensi�n comunitaria, el personal del Texas Heart Institute (THI) brinda informaci�n educativa referente a la prevenci�n, el diagn�stico y el tratamiento de enfermedades cardiovasculares. No es la intenci�n de THI brindar asesoramiento m�dico espec�fico sino suministrar informaci�n a los usuarios para que puedan entender mejor su estado de salud y las enfermedades que les hayan sido diagnosticadas. No se brindar� asesoramiento m�dico espec�fico y THI recomienda a los usuarios que consulten a un m�dico cualificado si necesitan un diagn�stico o tienen preguntas.
 
Por favor comun�quese con nuestro Webmaster si tiene preguntas o comentarios. Test
Condiciones de uso y Pol�tica de privacidad
� Copyright 1996-2014 Texas Heart Institute. Todos los derechos reservados.