About UsPatient CareHeart information CenterEducationResearchSupport The Texas Heart Institute
Centro de Información Cardiovascular
 
Síndrome cardíaco X
  Back to previous page
  In English

Síndrome cardíaco X
| Share


El término «angina de pecho» viene del latín «angor pectoris» y significa «estrangulamiento en el pecho». Los pacientes que sufren de angina de pecho a menudo dicen sentir una sensación de asfixia, o presión o ardor en el pecho, pero un episodio de angina no es un ataque cardíaco. El dolor a menudo aparece tras un esfuerzo físico. A diferencia de un ataque al corazón, el músculo cardíaco no sufre un daño permanente y el dolor generalmente desaparece con el reposo.

Los ataques de angina típicamente son causados por la enfermedad arterial coronaria (EAC). La angina es el dolor que se manifiesta cuando un vaso sanguíneo del corazón (una arteria coronaria) obstruida o dañada ya no puede suministrar suficiente sangre rica en oxígeno a una parte del corazón. El aporte deficiente de sangre rica en oxígeno al corazón se denomina isquemia.

La angina generalmente se produce cuando el corazón tiene una mayor necesidad de sangre rica en oxígeno, por ejemplo, durante el ejercicio físico. Otras causas de angina son el estrés emocional, las temperaturas extremas, las comidas pesadas, el alcohol y el tabaco.

¿Qué es el síndrome cardíaco X?

El síndrome cardíaco X se define como la presencia del dolor de la angina de pecho en pacientes sin EAC. Por consiguiente, aunque los pacientes con síndrome cardíaco X tienen síntomas de EAC, las arterias coronarias no presentan obstrucciones.

El síndrome cardíaco X es más común en las mujeres, especialmente las mujeres posmenopáusicas. No es peligroso, y no aumenta el riesgo de ataque al corazón ni EAC.

¿Cuáles son los síntomas?

Los pacientes con síndrome cardíaco X tienen el dolor de la angina de pecho pero no tienen EAC.

El dolor de la angina comienza en el centro del pecho, pero puede extenderse al brazo izquierdo, al cuello, a la espalda, a la garganta o a la mandíbula. Es posible sufrir entumecimiento o pérdida de sensibilidad en los brazos, hombros o muñecas. Los pacientes con síndrome cardíaco X a menudo tienen dolor en el pecho después de hacer ejercicio.

Cuando los pacientes con síndrome cardíaco X se someten a una prueba de esfuerzo, los resultados podrían indicar la presencia de EAC. Pero cuando los médicos realizan un estudio denominado angiografía coronaria para detectar obstrucciones en las arterias coronarias, éstas no presentan obstrucciones ni anomalías.

¿Cuál es la causa del síndrome cardíaco X?

Existen muchas teorías sobre la causa del síndrome cardíaco X. Algunos médicos creen que está relacionado con la manera en que los pacientes sienten dolor, mientras que otros piensan que podría estar relacionado con niveles bajos de estrógeno, una hormona femenina.

Nuevos estudios han demostrado que el síndrome cardíaco X es causado muy probablemente por un tipo de angina denominada «angina microvascular». En la angina microvascular, los pequeños vasos sanguíneos del corazón (los capilares) se contraen o comprimen. Al contraerse se reduce el flujo de sangre en el corazón y se produce el dolor de la angina de pecho. Pero como estos capilares son muy pequeños, su contracción no aumenta el riesgo de sufrir un ataque cardíaco. También son demasiado pequeños como para detectarlos con los estudios convencionales que los médicos normalmente emplearían para ver vasos sanguíneos más grandes.

¿Cómo se diagnostica el síndrome cardíaco X?

El síndrome cardíaco X generalmente se diagnostica utilizando muchos de los estudios que se emplean para diagnosticar la EAC. Estos estudios permiten al médico determinar si el paciente sufre de síndrome cardíaco X o EAC.

  • Un electrocardiograma (ECG) basal, que registra la actividad eléctrica del corazón en reposo, y un electrocardiograma de esfuerzo, también denominado «prueba de esfuerzo», que indica cómo responde el corazón a un nivel de ejercicio cada vez más intenso. La finalidad de ambos estudios es detectar si el corazón no está funcionando adecuadamente, posiblemente debido a una falta de oxígeno.
  • Una prueba de esfuerzo con talio, un estudio de cardiología nuclear que consiste en inyectar una sustancia radiactiva en la corriente sanguínea para ver cómo fluye la sangre por las arterias. Los médicos pueden determinar si hay músculo cardíaco dañado o muerto, o si alguna arteria presenta un estrechamiento significativo. Las personas que no pueden someterse a una prueba de esfuerzo pueden recibir medicamentos que hacen que el corazón lata como si estuvieran haciendo ejercicio.
  • Una ecocardiografía, un estudio que emplea ondas sonoras para producir una imagen del corazón que permite ver cómo funciona.
  • Una angiografía coronaria, un estudio que se realiza en el laboratorio de cateterización cardíaca. Tras administrar un medicamento para relajar al paciente, se inyecta un colorante en la corriente sanguínea para producir una radiografía «animada» de la actividad del corazón y el flujo de sangre por las válvulas y arterias (lo que se denomina «angiograma»). El angiograma muestra cuántas obstrucciones hay y cuán graves son.

En pacientes con EAC, la angiografía coronaria típicamente muestra una arteria obstruida que reduce el flujo de sangre al corazón. Pero en pacientes con síndrome cardíaco X, los resultados son completamente normales. Si el resultado de la prueba de esfuerzo es anormal y el de la angiografía coronaria es normal, el médico posiblemente sospeche que se trata de un caso de síndrome cardíaco X.

Antes de hacer un diagnóstico definitivo, es necesario descartar otros problemas que podrían estar causando los síntomas, tales como la presión arterial alta o una enfermedad valvular cardíaca.

¿Cómo se trata el síndrome cardíaco X?

Varios medicamentos contribuyen a aliviar el dolor de la angina de pecho ocasionado por el síndrome cardíaco X.

  • Un medicamento denominado nitroglicerina puede ensanchar o dilatar las arterias y mejorar así el flujo de sangre al corazón. La nitroglicerina puede administrarse por medio de un parche transdérmico o en forma de comprimido, pomada o aerosol.
  • Los betabloqueantes «bloquean» los mensajes químicos u hormonales enviados al corazón. En situaciones de estrés físico o emocional, el organismo envía señales al corazón para que éste trabaje más. Los betabloqueantes bloquean el efecto de estas señales sobre el corazón, reduciendo así la demanda de oxígeno por parte del corazón.
  • Los bloqueantes cálcicos ayudan a mantener abiertas las arterias y a reducir la presión arterial relajando el músculo liso que rodea las arterias del cuerpo. Estos medicamentos también reducen la demanda de oxígeno por parte del corazón.

Posiblemente deban administrarse varios de estos medicamentos antes de encontrar el más eficaz para cada paciente.

Más información en este sitio Web:

MedlinePlus
www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/angina.html
Angina de pecho


Última modificación: octubre 2013
Inicio  
Texas Heart Institute (Instituto del Corazón de Texas)
Si desea información sobre cómo mantener sano el corazón, llame al Centro de Información Cardiovascular al 1-800-292-2221.
(Fuera de los Estados Unidos, llame al 832-355-6536.)
Centro de Información Cardiovascular del Texas Heart Institute
Por medio de este programa de extensión comunitaria, el personal del Texas Heart Institute (THI) brinda información educativa referente a la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de enfermedades cardiovasculares. No es la intención de THI brindar asesoramiento médico específico sino suministrar información a los usuarios para que puedan entender mejor su estado de salud y las enfermedades que les hayan sido diagnosticadas. No se brindará asesoramiento médico específico y THI recomienda a los usuarios que consulten a un médico cualificado si necesitan un diagnóstico o tienen preguntas.
 
Nosotros subscribimos Los Principios del código HONcode de la Fundación Salud en la Red Nosotros subscribimos los Principios del código HONcode.
Compruébelo aquí.
Por favor comuníquese con nuestro Webmaster si tiene preguntas o comentarios.
Condiciones de uso y Política de privacidad
© Copyright 1996-2014 Texas Heart Institute. Todos los derechos reservados.
Texas Heart Institute, Texas Heart, Texas Heart Institute Journal, THI, Heart Owner's, Leading With the Heart y Heart of Discovery son integrantes de la
familia de marcas registradas del Texas Heart Institute.
eHealthcare Leadership Award U.S. NEWS America's Best Hospitals 2013-14